As free as my hair

 

Desde esta entrada (en Mayo) vengo amagando con que voy a ir a la peluqueria. Resulta que estoy dejandome crecer el pelo y me recomendaron que me lo corte cada cuatro meses para que crezca sano y que no me lo tiña (o en su defecto, que me lo tiña cuando me lo corto). Como buena clienta que soy, cumpli con lo de teñirme, pero lo de cortarmelo me colgué un poco. El sabado dejé de pensarlo y por fin me fui a que me rebajaran el casco y, ya que estaba, que me emparejen el color porque ni se entendia, era castaño? era colorado? eran puntas desgastadas? ninguna de las anteriores. Asi que les dejo el resultado de mi cabellera que en un mes va a volver a estar castaña/colorada/desgastada.

No se olviden que hasta el viernes pueden participar del giveaway..

1950

Los que me conocen saben que soy muy fanatica del estilo de los años 50s desde hace mucho tiempo; las pin-up, los vestidos a lunares, las bandanas en la cabeza con las cuales me dicen que “voy a salir a vender empanadas”, los Victory Rolls y el Cat Eyeliner. Lamentablemente es muy dificil seguir este estilo sin terminar disfrazada de Grace Kelly, aparte de que las marcas actuales que se dedican a hacer Modern Pin Up son como Las Oreiro y te ven la cara.
Gracias a Buda existen paginas con diferentes patrones para hacer tu propia ropa de los 50s y sino, siempre se puede recurrir a usar prendas basicas y armar un outfit inspirado en ello. Uno de los MUST es que la ropa debe ser entallada a la cintura, marcando bien la figura. Creo que unas de mis cosas favoritas de esa epoca es que todavia se respetaban los distintos tipos de cuerpo y no era toda la ropa hecha para Mr.Pops. Otra cosa que siempre esta presente son los estampados: cuadros (como esa camisa que consegui en Muaa este verano), leopardo, y los lunares; también cabe destacar el uso mucho rojo, especialmente el lapiz labial. El maquillaje se hizo muy conocido en estos años, especialmente el Cat eyeliner, en muchas alfombras rojas y pasarelas se ve el Old Hollywood Glamour: cejas defnidas y super arqueadas, delineador negro, labios rojos. Y el peinado tampoco se queda atrás, Jessica Chastain rockea el estilo Jessica Rabbit en cada alfombra roja que la he visto y Gwen Stefani nos bombardea con victory rolls desde los 90s.
Pero no hace falta pisar una alfombra roja para llevar este estilo, tambien podemos usarlo en el dia a dia si suavizamos el estilo y lo mesclamos con prendas más basicas.

Y si, para finalizar tiré una foto mia. La ultima vez que puse un outfit fue en diciembre y desde entonces muchas veces me han pedido que haga otro. La razon por la que no hago es que no siento que se puedan inspirar con mi dia a dia: soy una mama que sale de su casa para llevar al nene al jardin, hacer las compras, o correr, no soy tan interesante; y ni modo que me voy a vestir asi todos los dias (que más vale que me encantaria pero no rinde).
De todas formas, puede seguirme acá para ver outfits ajenos que me inspiran

.

Undercut.

 La historia de mis undercuts empezó cuando me veía como en esta foto, a los 19 años. En esa época no solo tenia cuatro años menos, también tenia como 50 cm de pelo más y el undercut teñido con animal print (el cual me incentivan a volverme a hacer pero lo voy a meditar un toque primero). Seguí rapandome de vez en cuando hasta el año pasado, cuando Rihanna, Kesha, las culisueltas y un montón de gilas más hicieron de un corte de pelo tan copado y cómodo se convirtiera en un quemo y una desgracia.
Las que siguen mi blog desde el comienzo habrán notado que mis cambios de looks no los medito, ni los analizo, ni nada por el estilo, son más bien corazonadas; de las cuales la mayoría me arrepiento, y otras tantas no.
Este jueves tuve la corazonada (gracias a mi hermana que me incentivo volviéndoselo a hacer ella :P) y sin pensarlo, agarré la maquina de cortar pelo y me deshice de 20cm de pelo. Dolio? un toque, pero al final siempre termino pensando: “es pelo, va a crecer y me va a volver a molestar, o me lo voy a teñir, o la prox me rapo toda la cabeza y fue”.
So, esta soy yo ahora:

Y acá hay mas pruebas vivientes de que no hace falta ser wachiturra o gila del pop para quedar copada:

Pueden seguirme en: TUMBLR / BLOGLOVIN / FACEBOOK.